Tormenta eléctrica: ¿cómo me protejo?

Se están dando tormentas con intensa actividad eléctrica y caída de rayos. A este tipo de tormentas hay que tenerle respeto, por cuanto las descargas suelen ocasionar desenlaces fatales.
La mayoría de las muertes y lesiones por rayos ocurren al aire libre y en los meses de verano durante la tarde y noche.
Hay una medida de prevención simple que cualquier ciudadano puede poner en práctica: la REGLA 30/30. Cuando se observa un relámpago, hay que contar o controlar 30 segundos. Si pasan menos de 30 segundos entre el relámpago y el trueno, busque refugio y permanezca allí hasta 30 minutos después de escuchar el último trueno.

Un buen refugio es un auto metálico y con las ventanillas cerradas. Una casa de material y con las ventanas cerradas.

Si está al aire libre y no hay refugio cercano, busque una zanja o depresión y colóquese en ella adoptando una posición fetal, para reducir así la zona del cuerpo expuesta.

EVITAR: árboles altos, antenas en las cercanías, áreas abiertas, alambrados, palos de golf, usar herramientas metálicas, tomar duchas o usar las canillas, usar teléfonos de línea, estar en piscinas o en la playa.

Te puede interesar:

Publicado 27/12/2018

About Contenidos Web

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario